noviembre 17, 2020

Apoyo de Morena a El Cuauh causó más daño a los morelenses, admite disidencia

Pedro Tonantzin/Sur Digital

Cuernavaca, Mor.- Integrantes de disidencia del Partido Movimiento de Regeneración Nacional (MORENA) en Morelos, reconocieron que el respaldo a Cuauhtémoc Blanco Bravo en el pasado proceso electoral, fue una decisión de este partido en la que los morelenses perdieron.

Javier Orihuela, integrante de ese grupo de militantes que mantienen tomada la sede de este partido desde hace 4 meses expresó: “Fue un fenómeno nacional, fue parte de una estrategia en la que reconocemos, Morelos, los morelenses, salimos perdiendo, pero fue una estrategia nacional que nos permitió llevar a la Presidencia a López Obrador”.

En conferencia de prensa el grupo de militantes, pidieron que el proceso de designación de candidatos a las alcaldías y diputaciones locales del próximo proceso electoral, sea asumido por la dirigencia nacional del Partido, pues el actual Comité Estatal venció su periodo legal.

Aseguraron que a través de Gerardo Albarrán, el presidente estatal de Morena, el grupo de Rabindranath Salazar Solorio, Subsecretario de Desarrollo Democrático, Participación Social y Asuntos Religiosos del gobierno federal, intenta acaparar las candidaturas para el 2021.

“Efectivamente (Rabindranath) tiene el control, si le podemos llamar control a esa inactividad, no sé si le podemos llamar control a esa falta de atención, falta de sensibilidad, esa falta de trabajo, esa falta de organización, no sé si eso sea control, yo creo que es descontrol, una deshonestidad con el cumplimiento de sus responsabilidades para las cuales se les da dinero, se les paga.

Desde agosto militantes de Morena tomaron las instalaciones de la dirigencia estatal para exigir la renovación del Comité Directivo Estatal, sin embargo, hasta el momento la nueva dirigencia en Morelos no ha sido designada.

Tras no obtener respuesta, una comité alterno comenzó a operar desde el exterior de las oficinas, según los militantes disidentes.