enero 27, 2022

Maestra reprueba a su alumno por no ayudarla vender comida

Kony Vázquez / Sur Digital

 

 

Chilpancingo Gro. – Profesora del 5°  año grupo “B” de la escuela primaria “José María Morelos y Pavón” turno matutino ubicada en el municipio de Chilpancingo, reprueba a su alumno por no ayudarle entregar la comida que vende en las instalaciones de la misma escuela, actividad que determinaba la calificación de los alumnos.

 

La mañana de este martes en las instalaciones del Congreso local, el Sr. Víctor F. Morales Gálvez padre de Omar “N” denunció ante los medios de comunicación, la violación de los derechos humanos de los niños que la profesora Martha Salazar Sánchez  comete en contra de sus alumnos.

 

Morales Gálvez, señaló que la profesora Martha Salazar Sánchez, vende comida en el interior de la institución educativa, “a mi hijo lo ha mandado a repartir sus comidas, además de que lo manda por sus jugos, situación que no debe suceder en un plantel educativo ya que ella está para enseñar a los menores y no para para andar vendiendo cosas”, manifestó.

 

Para que la profesora realizara actividades de comercio dentro de la institución, fue autorizada por el Director Isidro Alarcón Beltrán.

 

Al no atender el menor de 11 años las indicaciones de la profesora, esta lo reprobó, razón que obligo a los padres a pedir una explicación a la profesora junto al director de la institución, por lo que Salazar Sánchez informó que el menor no le hacía caso refiriéndose únicamente a su conducta, pero en ningún momento hizo alusión a la cuestión académica. Además de que reconoció que efectivamente había mandado a Omar “N” a distribuir las comidas que vendía. Pero aseguró que solo una vez.

 

Días después de la reunión, la profesora Salazar, informo a Omar “N”, delante de todo el grupo que estaba reprobado, entonces sus compañeros comenzaron a burlarse de él, al grado que ya no quiere asistir a la escuela.

 

Para el 27 de junio del presente año el padre el Omar “N”, platicó con la profesora del grupo “D”, para hacer el cambio, a lo que la maestra acepto, “en ese instante me dirigí con el Director Alarcón Beltrán y le manifesté en que había quedado con la profesora del 5° año grupo “D”, y me contestó de manera prepotente, que yo no era nadie para hacer esos cambios y le contesté que yo lo había hecho porque mi hijo ya no quiere ir a la escuela por las burlas de las que fue objeto. A lo que el director me respondió, que si mi hijo ya no quería ir a la escuela que me lo llevara y que lo sacara del grupo y así lo hice, ahora mi hijo me acompaña a todos lados”, puntualizó.

 

Al no obtener ningún acuerdo y justificación convincente el Sr. Víctor F. Morales, acudió a la Comisión de los Derechos Humanos del Estado de Guerrero a interponer una queja en contra de la profesora y el director.