febrero 8, 2016

Padre de los menores asesinados en Chicago, busca repatriar sus cuerpos

Pedro Tonantzin/Sur Digital

 

Cuernavaca, Mor.- El Gobierno de Morelos inició las gestiones para apoyar económicamente a Manuel Armando Cruz Jiménez, de 38 años y originario de la comunidad de Acatlipa, en el municipio de Temixco, quien perdió a su familia la semana pasada en Chicago, Estados Unidos, la cual fue asesinada en circunstancias que son investigadas por las autoridades de ese país, dice el comunicado enviado por el Gobierno Estatal

 

Tras los trágicos sucesos, la Secretaría de Desarrollo Social (Sedeso) de Morelos inició contactos con autoridades diplomáticas mexicanas en Estados Unidos y destinó fondos para apoyar a Cruz Jiménez tanto en su viaje a la Unión Americana, como para el traslado de los cuerpos de sus familiares a territorio mexicano.

 

El pasado jueves fueron encontrados en el suroeste de Chicago seis personas asesinadas entre las que se encuentran María Herminia Martínez (esposa), Noé Martínez y Rosaura Hernández (padres de la esposa), Noé Martínez (hermano) y los menores Leonardo y Alexis Cruz Martínez, de 13 y 10 años, respectivamente, hijos de Cruz Jiménez.

 

La titular de Sedeso, Blanca Almazo, durante un encuentro con Cruz Jiménez, dijo que el Gobierno de Morelos lo apoyará en todo lo posible para que realice de la manera más expedita todos los trámites y logre viajar a Estos Unidos lo antes posible.

 

Almazo Rogel manifestó su consternación por los trágicos sucesos y se comprometió a gestionar todo lo que esté al alcance del gobierno del estado para apoyarlo durante este difícil momento.

 

Cruz Jiménez actualmente vivía en México desde 2015, donde realizaba los trámites para obtener su residencia en Estados Unidos, como lo establece la legislación en ese país y tras haber vivido en ese país alrededor de 15 años junto con su esposa María Herminia Martínez, originaria de Guanajuato.

 

Se espera que en las próximas horas, Cruz Jiménez viaje a Estados Unidos para reconocer los cuerpos y de acuerdo con su deseo, retornar a Morelos los cadavers de su esposa y sus dos hijos, donde se realizarán las exequias.

 

Illinois es el segundo Estado con mayor migración de morelenses en Estados Unidos, país donde viven 250 mil paisanos, que representan la segunda concentración más importante después de Cuernavaca y quienes generaron una derrama económica de 550.8 millones de dólares en 2015.

 

El año pasado, la Sedeso apoyó a familiares de 46 morelense fallecidos en el extranjero para su repatriación. En lo que va del presente año la dependencia ya ha atendido 8 casos de este tipo.